LA TIERRA DEL LOBO

27.01.2015 00:00

Como ya expuse en una entrada anterior, los osos serían la principal amenaza de esta carrera en cuanto a fauna se refiere, salvo porque están hivernando (esperemos que no se levante ninguno a por un vaso de leche con galletas, insisto). El animal que no pasa el invierno precisamente durmiendo es el lobo. De hecho, el Yukon es una región donde proliferan abiertamente las manadas de lobos.

Como todos sabemos el lobo, o Canis Lupus, es una  especie depredadora que se encuentra en lo más alto de la cadena trófica. Si bien no existen apenas ataques a humanos documentados, se considera un animal peligroso, especialmente en regiones con poca presencia humana y en periodos del año de alta dureza climatológica, en los que llevarse a la boca cualquier cosa que se mueva es una oportunidad única de supervivencia. Y es que de sobrevivir, el lobo sabe mucho. En Europa han sido prácticamente exterminados y aún así, han encontrado la forma de empezar a proliferar de nuevo, adaptándose a los cambios del entorno y a la alta presión demográfica del ser humano, y actualmente están volviendo a sitios donde hace siglos que no habían sido vistos.

Personalmente el lobo despierta en mi más fascinación que miedo. (Ya veremos si cuando esté en medio del Yukon, de noche, solito, y empiece a oir aullidos por todas partes no me hago caquita por la patabajin) Aún así, como el menda tiene un  espíritu positivo, he estado recabando información acerca de cómo sobrevivir al ataque del lobo, con resultados bastante interesantes:

Si lo ves no hacer ruído y alejarse cuidadosamente...no entrar en contacto visual directo con él, ya que lo entenderá como un desafío...no darle la espalda al huir, ya que es una forma de indicarle que eres una presa fácil...no demostrar miedo, por el mismo motivo...en caso de ataque defenderte con objetos contundentes y siempre contra su hocico...haz ver que eres una presa difícil haciendo mucho ruido o pareciendo más grande...no intentes correr, siempre te alcanzará...y bla, bla, bla, bla. Todo esto está muy bien, hasta que llega a un punto en el que te indica, que si el lobo ataca en manada, todo lo anteriormente mencionado sirve más bien de poco...JAAAA!!!...JAAA!!!...Y JA!...pero si siempre van en manada jodío niño!!!

En resumen, si estoy solo en medio del Yukon, mejor ver los lobos de lejos, aunque no decaerá mi fascinación por estos maravillosos animales.

 

 

Contacto

CONQUISTAR LO INÚTIL kiketrull@gmail.com