EL LOCO LA RUEDA 2.0

02.04.2015 00:00

¿Os acordáis de aquel anuncio de una conocida marca de cuchillas de afeitar que decía que dos era mejor que una?, pues yo me estoy aplicando ese cuento y me he agenciado una segunda rueda, aunque creo que pronto voy a necesitar una tercera. Debo decir que también hacen el doble de ruido, por lo que tendré que tener el doble de cuidado para que los vecinos no me acaben dando el doble de palos por molestarles el doble...dios me estoy mareando y empiezo a ver doble.

Ayer por la tarde salí a probar el nuevo "trineo"...sí, ya lo sé...a plena luz del día y en hora punta, poco discreto y arriesgado. Aunque no apareció ningún grupo de niños que me siguieran riéndose y lanzándome piedras, creo que si quedaba alguien en mi vecindario que aún no me daba por perdido, ahora ya me miran todos con cara de..."qué lástima de niño". Al volver a casa Silvia me decía riéndose: "Esas cosas se hacen de madrugada chalao!"

Lo más divertido, como siempre en estos casos, fue el momento de ir a la casa de neumáticos a mendigar una rueda usada. El dueño (que ya me conocía de la otra vez) no se inmutó lo más mínimo ni me preguntó por el tipo de llanta sobre el que iba a instalar la rueda y, esbozando una media sonrisa como diciendo "es majete y no parece peligroso", llamó a un empleado para que me acompañara a elegir una. Me apareció un señor con acento británico (o irlandés, que no quiero herir sensibilidades), que por supuesto me preguntó para qué quería la rueda. Cuál fue mi sorpresa al contestarle que para arrastrarla corriendo, y que el señor contestara con un rotundo..."¡aaah claaaro!"...como viéndole mucho sentido. Cabe destacar que el señor llevaba la camiseta de un duatlón, y es que parece ser que, cuando conversan dos locos, el mundo aparenta tener mucho más sentido, ¿no?

Contacto

CONQUISTAR LO INÚTIL kiketrull@gmail.com